Querido mayo,

Querido mayo,

te fuiste. Se acabó. Ha sido un gran mes. Muy cansado. Agotador. Muy intenso. Y muy productivo.

Lo primero y más importante (al menos para mi). Terminé mi próxima novela. Me ha costado mucho. He depositado mucho en ella. Y es la primera vez que me sumerjo en el suspense. No os preocupéis, no abandono el romanticismo. Creo que el amor tiene que estar presente en cada novela, porque es realmente lo que mueve el mundo, para bien o para mal.

Terminé el libro, lo revisé y lo han leído mis lectores cero. Mil gracias por todas las sugerencias y vuestros comentarios (quería informaros también que les ha encantado 😉 pero no quiero poneros los dientes largos) y ya está en proceso de corrección.

La portada está en marcha. Una preciosa ilustración personalizada. Algo único, hecho en exclusiva para mi libro. Increíble.

Y salió convocado el concurso de Amazon de este año. Perfecto. Justo a tiempo. El día 1 de julio saldrá publicada mi novela. Espero que os guste mucho y la disfrutéis. Dentro de poco os iré dando más información.

¿Qué más? ¿Qué más ha pasado en este mes que ha acabado?

Mi primera novela, Remiendos del Pasado, volverá a Amazon. Ya os contaré los motivos de este cambio en un próximo post. Pero os aseguro que es una buena noticia y que estoy muy ilusionada. 😀

Siguiente tema, mi blog.

Este mes pasado nos han visitado dos blogueras y tres autores: Ariel (misterios de escritora), Pat Casala (autora de, entre otras, la saga Cada día te espero a ti), Jesus Carnero (¿aún no has leído la Bruma?), Eva HP (bloguera) y Jose Z. Hernández (dentro del Book tour El Alano, organizado por el Club Lunero del que también os hablé).

Estos días también os hablé de mi odio a las sinopsis y la entrada que más os ha gustado, la lucha de la feria del libro contra los autopublicados.

¡¡Aprovecho para recordaros que estaré este sábado en la feria del libro!! No me busquéis en las casetas, pero avísame… Y si queréis alguno de mis libros… O simplemente charlar y daros un marcapáginas exclusivo de mi próxima novela.

Y convoqué un concurso con varios premios… No podéis faltar.

¿Qué más? ¿Qué más?

¡Ah, sí! Puedo anunciaros que seré ponente en GOZARE, el evento literario de Literatura Romántica y Erótica que se celebrará en Zaragoza el fin de semana del 10 de septiembre… ¿Aún no os habéis apuntado?

Un gran mes, que precede a otro que seguro que será genial. Sobre todo, porque el 19 de junio será mi cumple… 😀

bicos

 

 

El sueño de escribir: Jose Z. Hernández

Sí, lo sé… Hoy no es lunes. Pero es que hoy os traigo una entrada del sueño de escribir muy especial. Hoy nos visita Jose Z. Hernández dentro de la ruta que está haciendo por diversos blogs gracias al Book tour organizado por la reina lectora.Para mí es un placer formar parte del club lunero (del cuál ya os he hablado); entre otras cosas porque me da la oportunidad de conocer a otros autores fantásticos. Y presentároslo a vosotros… A sí que… vamos allá. 😉

 

1.- Los artistas tienen la fama de maniáticos… Cuéntanos cuáles son tus manías a la hora de escribir.

Creo que todos tenemos nuestras manías, en mayor o menor medida, incluso en nuestro día a día. En el ámbito de la escritura, reconozco que cuando empecé a escribir con cierta asiduidad sí que tenía unas cuantas. Por ejemplo, necesitaba disfrutar de un silencio absoluto para poder concentrarme, y tener por delante un período mínimo de hora y media para que me resultara productivo. Con el paso del tiempo (y con un peque en casa), he terminado por acostumbrarme a poder escribir en cualquier momento, en cualquier lugar y con cualquier banda sonora que suene por casa.

2. ¿Cuál es el primer libro que recuerdas haber leído?

Advierto de que tengo mucha memoria, mucha. Los dos primeros libros que recuerdo leer cuando era (muy) pequeño, y que me encantaron y me animaron a seguir leyendo, fueron “Viento en los sauces”, un “cuento inglés” escrito por Kenneth Grahame, y “El 35 de mayo”, del alemán Erich Kärstner. Ya siendo un poquito más mayor, y entrando en temática, la primera novela histórica que cayó en mis manos fue “Aquila, el último romano”, de Rosemary Sutcliff.

3. ¿Y cuál es ese libro que nunca conseguiste acabar?

Lo cierto es que soy muy selectivo a la hora de escoger mis lecturas. No suelo comprarme un libro llevado por un impulso, sino que lo hago tras una cierta labor de investigación; así, voy sobre seguro. Las únicas ocasiones en las que adquiero un libro sin pensármelo, es cuando se trata de uno de mis autores favoritos: pero, hasta la fecha, no me han decepcionado.

4. La mayoría de los escritores lo hacen desde pequeños aunque no se deciden a publicar hasta mucho más mayores. ¿Conservas tus primeros escritos? ¿Cuál fue tu primera historia?

Pues sí que los conservo, en casa de mis padres. Tendría unos diez años, y escribía como divertimento (bueno, ahora también), así que tan solo estuvieron al alcance de algunos amigos y mi familia. Me encantaba imaginar relatos cortos sobre un grupo de chicos y chicas que debían viajar en el tiempo, visitando distintos lugares y épocas, resolviendo enigmas y misterios, todos ellos relacionados con episodios de la Historia.

5. ¿Cómo decides el título de tus obras?

Desde mi punto de vista, puede ser más difícil encontrar un título adecuado para una novela que escribirla. Le doy muchas vueltas a los títulos, y también me dejo aconsejar por mis lectores cero.

6. ¿Planificas tus obras o te dejas llevar por la historia?

Inicialmente siempre planifico la historia que quiero contar. Es un proceso lento y laborioso, que incluye la búsqueda de documentación sobre la época en la que se desarrollará la novela, un hilo conductor para la trama y una ficha para cada uno de los personajes principales, en la que también recojo las relaciones entre ellos. Ten en cuenta que como punto de partida selecciono una serie de hechos históricos clave que me resulten interesantes, y luego debo hacer que mis personajes estén en el lugar adecuado en el momento preciso para que participen o sean testigos de estos. Tengo que cuidar detalles como la edad que tendrían en cada momento, etc.

Es un trabajo arduo, pero provechoso, que te permite que una vez que comienzas a escribir, todo resulte más sencillo y fluido. Por supuesto, una vez metido en faena, a veces surgen cambios espontáneos, y los personajes van definiendo su camino.

7. Admítelo, ¿A que te cuesta más hacer la sinopsis que el libro? Ahora en serio, ¿Cuál es para ti la parte más difícil dentro del proceso de creación y publicación de un libro?

Realmente cuesta, y mucho; es muy difícil condensar en unos pocos párrafos cuanto quieres transmitir al lector. Tengo la impresión de que lo más difícil del proceso comienza después de poner la palabra “FIN”, cuando el objetivo es intentar que llegue a manos de sus lectores potenciales, y que estos se animen a adentrarse en sus páginas.

8. ¿Qué piensas cuando ves tu nombre en la portada de un libro?

Realmente, es una satisfacción, una recompensa después de todo el trabajo que un libro lleva detrás.

9. Es normal “enamorarse” de tus personajes, pero… ¿has odiado a alguno? ¿Cuál es con el que te ha sido más difícil empatizar?

Hasta el momento no; ni siquiera a los más malvados. Todos los personajes tienen sus peculiaridades: son como son, viven en una época diferente, tienen motivaciones diferentes, y formas de entender la vida distintas. Cada uno elige su camino, unos para bien, otros para mal. Pero creo que parte del éxito de una novela radica en el carisma del villano, y en su capacidad de aunar las voluntades del resto de personajes para hacerle frente. Es imposible odiar a alguien así, pues ofrece mucho al desarrollo de la novela.

Tan solo hay que esperar a que reciba su merecido, si esto finalmente ocurre.

10. Cuéntanos una buena y una mala experiencia que te haya sucedido desde que publicaste tu primer libro.

Es más sencillo citar la buena: la respuesta de los lectores cuando publiqué “El Alano”, en el marco del tercer Concurso para Autores Indie de Amazon, superó todas mis expectativas, teniendo en cuenta además que no lo respaldé con promoción alguna.

Por ahora, no puedo nombrar ninguna experiencia que pueda calificar como mala, aunque reconozco que hay temas áridos que llegan a abrumarme, como los relacionados con la fiscalidad del escritor: trato de hacerlo todo de la manera más correcta posible, y hay dudas a las que no queda otra que enfrentarte cuando llega el momento, buscando el asesoramiento adecuado. No es que sea algo necesariamente negativo, pero sí que hay muchas cosas que suponen un reto y un aprendizaje continuo.

11. Plantar un árbol, escribir un libro y tener un hijo, ¿Cuál te falta? Y si los has hecho todos, ¿Qué sueño añadirías?

Pues con todo lo anterior conseguido… tendré que buscarme nuevos retos. Ahora en serio: todos los que citas son proyectos a largo plazo, así que toca seguir trabajando para que se sigan plantando árboles (soy biólogo, y a lo largo de mi carrera he trabajado tanto con especies forestales como con diferentes cultivos agrícolas), que el peque se convierta en un “hombre de provecho” y que mis novelas lleguen a un buen puñado de lectores que las puedan disfrutar.

Y porque no solo de libros vive el escritor… Un cuestionario rápido

● Una película: Arsénico por compasión, de Frank Capra

● Un deporte: el baloncesto, siempre

● Un color: el verde, ¿o era el azul?

● Una canción I still haven’t found what I was looking for, de U2

● Un grupo de música: U2

● Un actor/actriz Cary Grant/Audrey Herpburn

● Una ciudad: La Laguna

● Comida favorita: la ensaladilla rusa

● Una estación: primavera

● Un adjetivo para definirte: teniendo en cuenta lo que me está costando elegir uno… indeciso.

Y para terminar, un momento para publicitarte, ¿Por qué los lectores deben comprar tus libros?

Creo que la serie “Las Cenizas de Hispania” tiene la ventaja de que pueden disfrutarla tanto lectores habituales de novela histórica como cualquiera que aprecie una buena historia repleta de aventuras.

Para los primeros, puede resultar especialmente atractiva la época en la que se desarrolla, en plena transición entre la edad antigua y el medioevo. El poderío del Imperio Romano se tambalea, y aparecen nuevos actores en el escenario de la vieja Hispania: alanos, suevos, vándalos, visigodos…

Y para los segundos, creo que la construcción de los personajes puede ser un punto fuerte, ya que a pesar de que sus vicisitudes transcurren en una época dura, brutal, muy diferente a nuestra realidad cotidiana, sus retos y motivaciones no nos resultan, en absoluto, ajenas: la búsqueda de un lugar donde asentarse, la lucha por la libertad, la amistad, el amor y el miedo a perder ambos son sentimientos universales con los que todos nos podemos identificar.

 

Interesante, ¿verdad? ¿Y si os digo que, encima, su libro está de oferta? No creo que tengáis más dudas… Click en la imagen y a por ella!!

Mi guerra contra las sinopsis

He terminado mi última novela. La he releído, corregido, la han leído mis lectores cero… Me están haciendo una portada preciosa (os recomiendo que si necesitáis portada, ilustraciones, merchandising… os pongáis en contacto con Yeivit) y ya he mandado mi libro a corregir. ¿Ya está todo? ¿Ya puedo relajarme? ¿Ya puedo desenchufar?

¡No! Ni muchísimo menos. Y no… No me refiero ahora a todo el trabajo de promoción… No. De eso ya os he hablado mil veces y os he manifestado por activa y por pasiva mi odio visceral… No. Me refiero a algo que me deja aún más bloqueada. Las sinopsis.

Diréis… ¡Qué quejica que es esta mujer que siempre está protestando! Pero es que yo soy escritora. A mi me gusta dejar que mi imaginación vuele y cree historias. Todo lo que le rodea es otra cosa.

Y las sinopsis son complicadas. ¿Por qué diréis? ¿Por qué tantos escritores nos quejamos de este proceso? Fácil. Porque tenemos que resumir meses de trabajo en unas líneas, porque tenemos que contar lo suficiente para atraer a los lectores sin hacer spoiler. Chupado, ¿verdad? 😛

¿Cómo hacer una buena sinopsis? Si lo supiera no estaría aquí, volviéndome loca y la tendría ya hecha en vez de estar aquí contandoos mi vida y mis delirios… ¿Y qué hacemos cuando algo se nos atasca? Sí. Recurrir a Google (¿Qué hariamos nosotros sin este buscador?). Y allí empiezan a darte una serie de consejos:

  • Mira sinopsis de libros de la misma temática y mira cuales te gustaron más. Mmmm… aquí tendría que definir en qué genero la incluyo… Creo que sería suspense romántico… Pero eso es otra de las cosas que odian los escritores, etiquetar su obra.
  • Destaca los personajes y, si existe, el antagonista. Vale, esto sí lo tengo claro (malo si no… )
  • Poner enfásis en el conflicto. 
  • El entorno. Me conocéis. Sabréis cuál es… Madrid, contemporaneo.
  • Apela a las emociones del lector… claro, algo muy fácil.
  • No hacer spoiler. Eso es más fácil de decir que de hacer.
  • Brevedad y ser conciso. Ahí está nuestro problema…

Hace unos días ponía en twitter (¿aún no me sigues? @martasebastian háblame, compartamos experiencias… No seas un seguidor pasivo, no me sigas para que te siga…) un tuit que tuvo bastantes interacciones en el que decía que de sinopsis iba a poner ” ¿Quieres saber de qué va? Pues cómpralo y así lo averiguas”. Y, sinceramente, me encantaría poder hacerlo pero hasta que no sea mega famosa (por soñar que no quede) y mis libros se vendan simplemente por ser míos… Pues toca hacer la sinopsis y volverme loca un poco…

Así que a eso voy… Ya os diré qué tal. Ya veréis el resultado.

Mmmm… ahora que lo pienso… si tenéis algún consejo, os lo agradezco.

bicos, sed felices.

El sueño de Escribir: Jesús Carnerero

Martes. Lo siento. Esta entrada tendría que haber salido ayer pero me fue imposible. Solo a mi se me ocurre ponerme mala en festivo… Pero dicen que lo bueno se hace esperar y hoy volvemos con mi sección favorita: El sueño de escribir. Hoy nos acompaña Jesus Carnerero, un autor que no solo os recomiendo por sus letras si no también por su manera de ser, por su constante apoyo a los demás. Yo, personalmente, tengo muchas ganas de desvirtualizarlo 😛

1. Los artistas tienen la fama de maniáticos… Cuéntanos cuáles son tus manías a la hora de escribir.

Creo que no tengo manías. Tampoco me gusta remolonear ni procrastinar (palabra de la que desconocía su existencia hasta que empecé a publicar) Tardo en ponerme a escribir porque a menudo cuesta sacar tiempo, es decir tiempo útil, provechoso, y a lo mejor eso es lo máximo de lo que peco, que tardo en ponerme porque no lo hago hasta que no considero que dispongo del suficiente tiempo para sacar algo en claro. Odio empezar a escribir y tener que dejarlo a los diez minutos.

2. ¿Cuál es el primer libro que recuerdas haber leído?

Siempre nombro uno que es Los niños de Bullerbyn, pero no recuerdo si fue elprimero. Sé bien que me enganché a leer Mortadelos, entre mi hermano y yo llenamos la casa de mis padres, están por todos lados aún hoy. Después vinieron los libros del Barco de Vapor, los de la colección naranja, y descubrí títulos que sigo teniendo presentes, como La nariz de Moritz.

La verdad es que nunca fui un niño especialmente lector. La obsesión me vino más tarde, con la adolescencia. Era imaginativo, eso sí, y muy tranquilo, de pasarme horas jugando a lo mismo imaginando mundos, tramas y demás.

3. ¿Y cuál es ese libro que nunca conseguiste acabar?

Pálido fuego, de Nabokov. Es que creo que nunca lo he empezado en el momento adecuado, porque no me suele pasar con ningún libro y con este van por lo menos tres veces que lo empiezo y nada. Me empecino en acabar lo que abro como sea, no me gusta dejar los libros a medias, me lo tomo como algo personal; no sé si pienso en lo mal que eso me haría sentir a mí como escritor o qué, pero siempre me esfuerzo en terminar lo que empiezo a leer.

4. La mayoría de los escritores lo hacen desde pequeños aunque no se deciden a publicar hasta mucho más mayores. ¿Conservas tus primeros escritos? ¿Cuál fue tu primera historia?

Mis primeros escritos son de la adolescencia, y sí, deben seguir por casa. Es la parte buena de que tus padres no tiren nada a la basura. La temática siempre era la misma, ya te puede imaginar: la adolescencia y todas las idas de olla que engloba. Por supuesto no terminaba nada de lo que empezaba, lo primero a lo que le puse punto y final fue una historia muy mala de fantasía. Tenía 22 años.

Me gusta aclarar que todo eso fue el germen de lo que vendría después así que tampoco me avergüenza. Sin ese entrenamiento tal vez no habría llegado a publicar siendo adulto, quién sabe, me gusta haber escrito ya en esa época.

5. ¿Cómo decides el título de tus obras?

Me cuesta mucho, es una de las partes más difíciles. Con las dos primeras novelas fue fácil porque como eran novelas negras a ritmo de rock, cogí una de las canciones que daba nombre a los capítulos, la traduje y ya tenía título, pero para el resto… Siempre es complicado. A veces pienso en lo bien que quedan títulos como La bruma, un determinante y un sustantivo y a funcionar. Otras me regodeo un poco más: Un lobo como yo, Algún pecado raro, El grito de los murciélagos. Me gusta pensar que cuanto menos son originales.

Tenía pensado uno, de estos más rimbombantes, de hecho era el más rimbombante de todos, para lo próximo que quiero escribir, lo tenía en la cabeza desde hace mucho tiempo porque además es una historia que comencé y perdí por un fallo humano-tecnológico, pero el otro día llegó mi chica con otro mejor, y no me quedó más remedio que cambiárselo. Va a tener que llevarse un porcentaje mayor de lo que vaya vendiendo: portadas, correcciones, títulos, etc., van siendo muchos cables los que me echa. Y muy buenos, fundamentales.

6. ¿Planificas tus obras o te dejas llevar por la historia?

A menos que seas un genio y que dejarse llevar te salga redondo, hay que planificar, como mínimo tienes que saber el principio y el final, y lo que quieras contar, lo que busques transmitir con la historia. Tampoco es que yo sea de planificación cerrada y al detalle: hago esquemas, borradores y tal y cual pero a la hora de la verdad me gusta improvisar. Pero claro, no es lo mismo hacerlo sin red que sobre una base. Quizás suene un poco raro, pero es que no concibo llevar a cabo una tarea tan complicada como es improvisar sin protección.

De todos modos, mi alma punky siempre está dispuesta a coger las riendas de la inspiración: la segunda novela que publiqué, Algún pecado raro, nació sin planificación previa y la terminé en dos semanas. Y quedé bastante conforme, siempre la defiendo mucho porque pasó desapercibida.

7. Admítelo, ¿A que te cuesta más hacer la sinopsis que el libro? Ahora en serio, ¿Cuál es para ti la parte más difícil dentro del proceso de creación y publicación de un libro?

Escribir sinopsis es jodido, sí. Casi tanto como poner títulos.

Aun así, para mí lo más difícil es cuando publicas. Personalmente no me molesta darle mil vueltas a la novela, corregir, dejarme la vista debatiendo con mi pareja si el diseño de portada tiene que llevar esto o lo otro. Pero ese momento de lanzar la novela ya lista a la nada, porque no sabes si venderás algo o si te leerán aunque sea gratis, si te llegarán opiniones y si serán buenas, eso es horrible.

Podría ser una sensación agradable, un cosquilleo de inquietud, de no saber qué pasará, pero yo lo llevo fatal. He sacado cuatro novelas en menos de tres años y con la última, El grito de los murciélagos, sentí un vacío que no había experimentado antes; no sé si la historia es demasiado personal o que iba ya escarmentado con la experiencia de las anteriores, pero lo pasé mal, la verdad.

Por suerte, tuvo buena acogida, bastantes opiniones y reseñas. Fue bien, tal vez la mejor dentro de la discreción que me acompaña, tampoco ha sido la cosa para tirar cohetes.

8. ¿Qué piensas cuando ves tu nombre en la portada de un libro?

Es de esas cosas que cuesta asimilar, que no sabes muy bien cómo te hace sentir.

Porque sientes orgullo porque es algo con lo que has soñado durante años pero conforme vas sacando obras también se incrementa el grado de responsabilidad:

escribo para que me lean y el que me lea debe recibir algo bueno, tengo que hacerlo bien, tengo que progresar y mejorar y mejorar y mejorar. Da vértigo no estar a la altura. Igual que quedar como un rarito o un friki, como un pesado que sacó un libro y luego otro y otro más, que al cuarto ya cansa y paso de él. Uno de mis empeños desde el principio era, o es, ese, no quería ser alguien que saca un libro y adiós: me lean o no, escribo desde hace años, quiero seguir haciéndolo, quiero publicar más, y sobre todo quiero mejorar. No me conformé con quitarme la espina de la ópera prima y a otra cosa. Tras esa primera espina me descubrí otras y me atrevo a vaticinar que llevo dentro muchas más.

9. Es normal “enamorarse” de tus personajes, pero… ¿has odiado a alguno? ¿Cuál es con el que te ha sido más difícil empatizar?

Supongo que con Víctor, de El grito de los murciélagos, tuve los más y los menos más retorcidos. No llegué a odiarlo porque tiene tanto peso dentro de la trama que termina teniendo más gancho que el protagonista de la novela, pero cuando te estás inspirando en personas reales para construirlo, en situaciones que has vivido de verdad, y sobre todo, cuando es tan cabrón como es él, cuesta no cogerle manía. Según algunos lectores acaba siendo un personaje con carisma, ya digo, así que no debí pasarme exagerándole los rasgos más negativos, no me vengué de él.

También me ha pasado que han tachado al protagonista de esta misma historia como pasivo y negativo, y no puedo estar más en desacuerdo. No voy a entrar a explicar las razones, solo diré que desde el principio está luchando para escribir una novela y que finalmente, con todo lo que tiene que superar, lo consigue, es decir, no para hasta lograrlo ni habiéndolas pasado canutas. Si eso es ser pasivo o negativo… De todas formas lo que me sorprende más es la pretensión de quererse sentirse identificado con el protagonista por encima de todas las cosas, o querer encontrar acción y aventura en obras que obviamente no lo son. Es evidente que puede ser crucial para que a un lector le guste lo que cuentas porque se ve reflejado, pero no creo que deba ser obligatorio, y por encima de eso, como lector, porque lo soy antes que escritor, de antemano sé o debería saberlo que no todas las novelas son iguales y no puedo pretender que me ofrezcan lo mismo, hay que informarse antes, mirar el género, leer la sinopsis, opiniones de otros lectores.

Lo de sentirse identificado me trae loco. Pienso en La conjura de los necios, por ejemplo. ¿Cómo podrías sentirte identificado con Ignatius J. Reilly? ¿Quién podría hacerlo? O en alguna novela que se narre desde el punto de vista de un asesino. ¡Debe haber cientos de miles donde sea imposible sentir empatía con el protagonista! Muchas veces incluso será esa la pretensión del autor. No todo lo que leemos tiene que aspirar a ofrecer ese juego de ponerte en la piel de otro.

No, porque a veces sencillamente es imposible que tal juego suceda. Hay personas que detestan las historias donde “no pasa nada”, por ejemplo, y a mí me chiflan. Sin embargo, ni aspiro a que todo el mundo opine lo mismo ni quiero que todo lo que leo sea de ese palo, sé que no lo va a ser.

10. Cuéntanos una buena y una mala experiencia que te haya sucedido desde que publicaste tu primer libro.

Lo mejor es escribir y que lo que escribes acabe trasformado en un libro. Que te lean, que te comenten, que te digan lo que piensan con honestidad o que incluso te recomienden libros. El conjunto de cosas que lleva consigo publicar y que se te conozca, aunque solo sea en tu pueblo.

Una mala experiencia es el falso compañerismo. No abunda, por suerte, pero los hay que te llegan a engañar con tal de que le compres su obra. Que total, son 3 euros. Tanta molestia para eso…

Mi opinión en general es que autopublicar y el mundo independiente tiene un sabor agridulce. Las cosas tardan en pasar, o no pasan, o pasan a medias. Eso sí, cuando algo bueno pasa, el merito y los frutos son para ti solito. También es cierto que procuro ser agradecido con quien se presta a echar un cable, porque por muy indie que seas no puedes abarcar tú todo al 100%, siempre necesitas colaboración, y por fortuna a mí no me falta. Así que, en ese aspecto, mejor pasarme que quedarme corto, mejor ser pesado dando las gracias.

11. Plantar un árbol, escribir un libro y tener un hijo, ¿Cuál te falta? Y si los has hecho todos, ¿Qué sueño añadirías?

El hijo. Y espero que llegue el día en que también se cumpla, no quiero quedarme sin ser padre a menos que sea inviable por mil y un motivos.

Añadiría ser escritor con mayúsculas, poder vivir de escribir aunque no fuese solamente escribiendo ficción. Pero visto lo visto me conformo con trabajar en algo digno y que me llene, que ya es pedir. Me daría con un canto en los dientes si lo logro algún día.

Y porque no solo de libros vive el escritor… Un cuestionario rápido

 Una película: Léolo.

 Un deporte: Baloncesto.

 Un color: Lila.

 Una canción: Keep on rockin in the free world, de Neil Young.

 Un grupo de música: Extremoduro.

 Un actor/actriz: Marlo Brando, pese a que odiaba ser actor. Una actriz, Keri Russell, de la serie The Americans.

 Una ciudad: Granada.

 Comida favorita: Pasta.

 Una estación: Otoño.

 Un adjetivo para definirte: Diré el que más he escuchado a lo largo de mi vida, aunque no se cumple al 100% y por temporadas no se cumple en absoluto, y que es cómo me gustaría estar en la vida: Tranquilo.

Y para terminar, un momento para publicitarte, ¿Por qué los lectores deben comprar tus libros?

Primeramente porque creo que son historias diferentes que no anhelan ser comerciales, pecando muchas veces de eso, porque no todo el mundo entiende lo que es menos comercial. El grito de los murciélagos habla de las aventuras y desventuras de un escritor independiente, ¿cómo es que no ha roto los TOP de ventas con la de compañeros que tenemos? Es un misterio.

Y en segundo lugar porque están escritas con toda la dedicación, el cariño y el esfuerzo que puede ofrecer alguien que no es profesional de la escritura y que, como tú bien sabrás, suele hacer malabares con horarios y energías para sacar ratos para aporrear teclas. Hay mucho empeño en mejorar en cada historia. De otra cosa no podré presumir, pero sí de ir por la vida con la cabeza como una esponja para absorber todo cuanto quepa en ella.

Y como seguro que os ha entrado las ganas de leer alguno (o todos) de sus libros, os dejo el enlace a Amazón… Ni lo dudéis. Click aquí

club lunero

Vais a acabar cansados de mi y de lo mucho que os hablo de La reina Lectora, algún día os acabaré confesando que me voy a casar con ella y no os sorprenderá 😀 lo cierto es que es una chica que aprecio mucho como amiga y aún más como profesional. Es una chica muy implicada con los autores indies y de pequeñas editoriales. Además de tener unos servicios para autores más que interesantes, ya os digo que yo he utilizado algunos y con grandes resultados (os dejo aquí el enlace para que le echéis un ojo)

Pero bueno… que esto empieza a ser una entrada de publicidad, y ya le hice una entrevista donde ella misma os contó sus proyectos e ideales… ¿No la has leído? Aquí la tienes.

En esta entrada os quería hablar de otra cosita. De su club lunero… Hay muchos clubs de lectura y yo no quiero que ningún otro se sienta ofendido. Pero me apunté a éste por varias razones.

La primera es lógica y queda muy, muy claro… Y como ya lo he dicho, no lo oculto. Por su creadora.

La segunda es que debido al booktour y la lectura conjunta que hicieron sobre Sueño de Cristal conocí a varias de las integrantes y vi que eran personas increíbles, divertidas, sinceras y muy dulces.

La tercera, que marca también la diferencia con muchos grupos de lectura, era que éste está especialmente implicado con los autores indies y de pequeñas editoriales que necesitamos el apoyo de la gente para hacernos un hueco en este loco mundo… Porque es muy complicado para nosotros, porque es una locura… Y porque hay que quitar ese estigma, ese prejuicio, de que si no tienes una gran editorial detrás es que no tienes calidad. Y ellos nos ayudan a luchar contra eso.

Cuarto, porque toca todos los géneros. A veces somos algo reacios a leer libros de algunos géneros y el estar en un grupo (somos así) nos anima a hacerlo.

Y quinto, porque hay gente de diversos países; de diferentes edades… Y eso siempre da una riqueza a la hora de compartir conversaciones y críticas literarias.

Me apunté, primero, a una lectura conjunta, para ver como funcionaba todo… Y, lo cierto, no vamos a andarnos por las ramas… el libro era un desastre. Y me cuesta mucho decir esto. Sabéis que valoro mucho el trabajo de todos mis compañeros. Lo dejaremos solo en que la LC no llegó a terminarse. Pero me gustó el ambiente, me reí mucho y disfruté.

Así que, como tengo mucho tiempo libre (nótese la ironía)… Pues de cabeza… este va a ser mi primer mes en el grupo (ya me tienen petado el grupo de whatsapp, lo que me faltaba a mi para distraerme, jejeje)… ya os diré qué tal va. 😉

Y si os ha convencido mis razones y queréis echarle un ojo y darle una oportunidad a este increíble grupo… Sólo tenéis que clickar en la imagen 😉

bicos

 

Sueño de Cristal, premiada a la excelencia literaria

Hola a todos.

Hoy no tenía pensado escribir una nueva entrada pero me he despertado con una gran noticia que necesitaba compartir con todos vosotros.

Sueño de Cristal, que tantas alegrías me está dando, ha sido premiado en los Premios Eriginal Books 2017. ¿Qué es este premio? ¿En qué se basa? Eriginal Books es la página web más importante dentro de todo lo que es la literatura independiente. Ha defendido siempre que dentro de los autores indies hay mucha calidad, lucha para romper los prejuicios y es mundialmente conocido en este mundo nuestro. Su sede está en Miami y su cara mas visible es Marlene Moleon.

Y este año decidió iniciar una nueva manera de ayudarnos. Y es crear los Premios Eriginal Books. Al ser el primero, entraban en concurso todos los libros indies escritos en los últimos años. Podéis imaginaros la cantidad de libros… No nos hemos apuntado nosotros. Ellos lo decidieron. Así que ser finalista ya era todo un sueño. Ser premiada… Ha sido increíble.

No puedo imaginarme todo el trabajo que han tenido que hacer. Con la cantidad de libros independientes que hay. Solo puedo dar las gracias. Y seguir trabajando duro para seguir por este camino. Mil gracias.

Algunos dirán que ha sido premiados muchos libros… Pero, ¿Sabéis la cantidad de libros indies que se publican cada día? Pues imaginar los que se han publicado en los últimos años… Quizás entonces os deis cuenta de la importancia de los mismos.

Otra vez… Mil gracias.

Y sí, os animo a leer mi libro si aún no lo habéis hecho… rxe.me/TSV446

 

Mi primer encuentro RA

Hace mucho que os debía esta entrada. Soy un desastre. Pondré de excusa que todos los meses que duraron las obras de mi casa no tenía ni tiempo para nada. ¿Cuela?

Hace ya unos meses asistí al VII encuentro RA (exactamente el 10 y 11 de febrero). Era mi primera vez e iba con un poco de miedo y muchas ganas. Lo cierto era que tenía miedo de llegar y encontrarme sola, que todos tuvieran sus grupitos hechos de encuentros anteriores y yo me pasara los dos días deambulando de un lado a otro. Y no, no echo la bronca a nadie; más bien a mi misma y a mis propias inseguridades. Soy una persona tímida y siempre pienso que voy a molestar… Sé que muchos me entenderéis… Otros diréis que vaya zumbada… En fin. Son cosas que pasan.

Sin embargo días antes me enteré que una bloguera con la que estaba empezando una amistad iba a asistir, Ariel Romero (misterios de escritora) y juntas medio convencimos a la Reina Lectora de la que ya os he hablado en multitud de ocasiones y a la que ya hice una entrevista que podéis leer aquí. Así que yo ya estaba tranquila.

Mucho se ha hablado de las mesas de los dos días y la mayoría estuvo entretenidas.  Lo cierto es que las que más me gustaron fueron las del viernes, jejejeje Será que el listón no estaba puesto y el poder intercambiar opiniones con otros escritores y lectores en un ambiente más relajado que lo que sucedería al día siguiente… Pues ayuda. Y encima salí con el último libro de Pat Casala firmado. Así que perfecto.

Al día siguiente hubo dos mesas que crearon más o menos polémica. La primera la de los estilismos en la novela romántica. Se abrió un debate sobre el feminismo, sobre lo que era sexi y lo que no… Como si hubiera un estereotipo único. Yo, personalmente, considero que una ropa que en alguien puede parecer sexy en otra es vulgar y viceversa. Creo que es algo que se tiene o no se tiene. También es que yo soy más de las que prefieren insinuar a mostrar. Pero eso es una opción mía. Y los que me habéis leído sabéis que yo no gasto mucho tiempo a la hora de describir qué ropa llevan y, muchísimo menos, las marcas que usan (que algunos parecen que les pagan un plus… Si no lo hacen, deberían… Porque menuda publicidad que les hacéis). Hubo otra mesa que hablaba sobre las redes sociales. En fin… Hemos oído tanto hablar de cómo debemos manejar las redes sociales los escritores… Que se contradicen unos a otros. Yo lo que tengo claro y ya os conté algo en un post anterior (el extraño mundo de twitter). A lo que iba. Que hay tantas versiones y opiniones como expertos. Y lo que a uno le funciona a otro no.

Lo que no me gustó de ciertas mesas en las que los temas NO eran sus propias novelas, si no que iban a hablar de marketing, de la opinión de las lectoras, del estilismo, etc… Era que algunos aprovecharon para vender su propia novela de forma descarada. Me parece un error. Porque si lo haces bien, llamas la suficiente atención y la gente se va a interesar por tus libros. Y si no… Pues puede producir el efecto contrario.

¿Sabéis de que me sirvió, sobre todo, el RA? Lo primero para desvirtualizar a personas a las que tengo mucho cariño, a otros escritores y a lectoras con las que he hablado por las redes en diversas ocasiones. Y conocer a otras desconocidas. En este océano de la literatura es mucho mejor nada en compañía. Y conoceros, poneros cara y crear los cimientos para una amistad… Pues es increíble.

Y sí. También desvirtualicé a personas que fueron todo lo contrario. Escritoras con las que había hablado por las redes sociales y parecían majísimas y al verte… Pues parecía que debías jugar en otra división. Y yo que me suelo quedar con las cosas positivas… Pues peor para ellas. Yo, simplemente, ya sé de qué pie cojean y punto.

Y también me quedo con la comida improvisada. En el descanso nos reunimos un grupito para comer donde acabé conociendo a Joana Arteaga (que ha participado en el sueño de escribir recientemente, click aquí), a Juani Hernández, a Pili Doria, etc… (Siento no poneros a todas, no me odiéis). Y donde debatimos entre risas, cervezas y comida mejicana, sobre la novela actual, sobre la inspiración, etc… Fue el mejor momento del día. Y es que al final el RA es para eso… Para que nos encontremos, para que nos conozcamos, para que compartamos momentos y creemos lazos de amistad y compañerismo.

Yo, sin duda, repito el año que viene. ¿Falta mucho?

bicos, sed felices.

Cuando los sueños se hacen realidad: Sant Jordi 2017

Como ya sabéis llevo escribiendo desde que era muy, muy pequeña… tanto que ni recuerdo cuando comencé. Escribir ha sido siempre algo que formaba parte de mi. Pero no fue hasta mediados de junio del 2015 cuando mi primer libro salió a la luz. Remiendos del pasado fue el ejemplo claro de que si luchas, si persistes, los sueños se hacen realidad… Y al final, también de eso habla ese libro. Luego, en julio de 2016 salió mi adorado Sueño de Cristal que me ha dado tantas alegrías que no tengo ni palabras. Estuvo entre los favoritos para ser finalista del Concurso Amazon Indie 2016, es finalista de los premios Eriginal Books y muchísimos blogs (Mil gracias a todos) lo recomendaron como libro imprescindible del 2016 (incluso muchos que no se definen como amantes del género románico).

Mil alegrías, mil sueños que se van cumpliendo, tantos lectores que nunca me hubiera imaginado… Y, de pronto, cuando aún no hace ni dos años que empecé a publicar me llega la invitación a participar en Barcelona en una caseta de Sant Jordi, firmando mis libros… Fue increíble. Y cuando me dijeron que sería en plena Rambla de Catalunya… Es todo un sueño. ¿Qué escritor no quisiera estar ahí, en ese lugar, ese día, vendiendo sus libros, dedicándolos, compartiendo momentos con sus lectores, conociendo nuevos lectores?

Yo ya iba como en un nube (y no solo por toda la medicación que tenía que llevar encima debido a mis vértigos que los días anteriores me habían tenido en cama). Y sé que suena a dicho, a frase hecha, pero a mi me daba igual vender más o menos. Pero era verdad. Porque había que ser sinceros… Claro que todos esperamos llegar y arrasar, cuando publicamos un libro todos, en el fondo, deseamos que sea un éxito (y lo siento, no me creo a los que dicen lo contrario). Otra cosa es que intentemos mantener los pies en el suelo y saber la realidad.

Pues eso, a lo que iba… Que yo ya estaba feliz con estar ahí. Disfrutando de ese día en compañía de autoras que admiro mucho…. Y, de pronto, empiezan a acercarse personas que NO conozco, que entre todos los libros que había (maravillosos todos ellos) cogen los míos, leen la sinopsis, lo compraban y me pedían que se los dedicara.

Luego, por supuesto, amigos incondicionales (mis dos gallegas-catalanas), amigos de twitter que demuestran que no son solo avatares, familia que demuestra que aunque por tus venas no recorra la misma sangre son tus hermanos…

Yo solo puedo dar las gracias, primero a LXL Ediciones, a Carolina Galobardas y a todo su equipo… Y a todos vosotros que hicisteis que ese día superara con creces todas mis expectativas…

Ahora toca seguir luchando para cumplir más sueños… Y como pequeño regalo por todo lo que me habéis dado… Esta semana, si queréis alguno de mis libros (recordad que Soño de Cristal es un libro solidario y el 50% de los beneficios van para la lucha contra la violencia de genero) los gastos de envío corren por mi cuenta.

Otra vez, mil gracias. Nunca pensé que tendría tanto éxito en una ciudad que no es la mía, rodeada de grandes escritores, muchísimo más conocidas que yo… Creo que se me nota… Aún no me creo todo lo que me habéis dado. Gracias.

Mi reto literario: 50 libros en 12 meses

Muchos de vosotros sabéis que hasta finales de Noviembre casi no pude leer nada debido a que me estaba preparando unas oposiciones. Cuando terminé lance a twitter (seguidme: @martasebastian ¡muy fácil!) que me pusieran un reto para que me leyera en 12 meses y salieron 50 libros… Según los vaya leyendo iré actualizando la lista… Algunos los estoy leyendo a la vez…Bueno, a la vez no… Intercalándolos. Debido a los diferentes géneros o que los tenga en papel o en ebook. Espero que os guste. 😉 Si alguno os llama la atención, con solo dar click al título os mandará a su página en Amazon.es 😀 Y no os olvidéis de comentar!!

1. – Simplemente Perfecta de Miriam Meza (lee su entrevista aquí). Leído y comentado en Amazon.

2.-Luz, requiem por un skinhead de Lars w.Jacokson (#remajo) Leído y comentado en Amazon

3.- Interiores. De Lluís Llurba Torre. Leído y comentado en Amazon

4.- El Sueño de Ruby de Helena Pinen (Podéis leer su entrevista aquí). Leído y comentado en Amazon.

5.- Un regalo familiar de Marta Martin (Podéis leer su entrevista aquí #remaja). Leído y comentado en Amazon

6.- Contrato sin preaviso de Juliette Sartre (#chicasTagus, podéis leer su entrevista aquí) Leído y comentado en Amazon.

7.- Indomable de Antonio Orozco Guerrero (#remajo, podéis leer su entrevista aquí). Leído y comentado en Amazon

8.- Amor de Reality de Marcos Nieto (#remajo) Leído y comentado en Amazón

9.- Sexoenlared.com de Celia Velasco. Leído y comentado en Amazon

10.- Cada día te espero a ti. De Pat Casala. Leído y me falta el comentario en Amazon.

11.- El mundo contigo.- De Joana Arteaga. (Podéis leer su entrevista aquí). Leído y comentado.

12.- Juntos somos invencibles. De Joana Arteaga. Leído y comentado.

13.- La princesa de Central Park de Joana Arteaga. Leído y pendiente de comentario en Amazon.

14.- Las pelirrojas también se enamoran de Jossy Loes. Leyendolo actualmente.

15.- Naturaleza de una obsesión. Libro 1. de Martina Bennet. Lo pongo en la lista pero no lo contaré en mi lista de libros porque he sido incapaz de terminarlo.

16.- Preñada de Laia Rommel.

El sueño de Escribir: Jossy Loes

Otra vez lunes. Comenzamos la semana y vuelve mi sección favorita “El sueño de escribir” y hoy tenemos a una gran escritora, una chica llena de dulzura que tuve la suerte de conocer (aunque no pudimos estar mucho rato juntas por la cantidad de gente que había) durante el encuentro RA (os debo, por cierto, una entrada hablando del mismo). Jossy Loes es una chica que estoy segura de que os enamorará, yo estoy ahora mismo leyendo uno de sus libros (Las pelirrojas también se enamoran) y os lo recomiendo fervientemente. Ahora os dejo con ella. Disfrutad.

  1. Los artistas tienen la fama de maniáticos… Cuéntanos cuáles son tus manías a la hora de escribir.

En el momento que me planteo la historia, intento buscar música que me ayude a ambientarme, estar sola y espero unos minutos para centrarme, los aprovecho para leer el capítulo anterior y así poder concentrarme y entrar en la historia poder sentir lo que los protagonistas necesitan decir o quieren hacer.

  1. ¿Cuál es el primer libro que recuerdas haber leído?

El arca de Noé, luego siguieron El libro de la Selva y la historia de Simón Bolívar.

  1. ¿Y cuál es ese libro que nunca conseguiste acabar?

La verdad que no recuerdo, son varios que no pude por qué me quedaba dormida.

  1. La mayoría de los escritores lo hacen desde pequeños, aunque no se deciden a publicar hasta mucho más mayores. ¿Conservas tus primeros escritos? ¿Cuál fue tu primera historia?

No, me tiraron el cuadernillo a la basura, aun así tengo amigas que tienen guardado lo que le enviaba al correo.

  1. ¿Cómo decides el título de tus obras?

Cuando nace un nuevo proyecto me pregunto muchas cosas: el por qué quiero contar esa historia, qué necesita para llegar a un final agradable y de ahí es donde sale.

  1. ¿Planificas tus obras o te dejas llevar por la historia?

Soy ambas. De un principio me planteo que deseo contar y luego me dejo llevar, hasta darme cuenta que no era el final que pensaba.

  1. Admítelo, ¿A que te cuesta más hacer la sinopsis que el libro? Ahora en serio, ¿Cuál es para ti la parte más difícil dentro del proceso de creación y publicación de un libro?

La sinopsis no es fácil, pero creo que todo el proceso, ya que, aunque tengas la idea en la cabeza plasmarla muchas veces te hace terminar en unos meollos que dices ¡Oh, Dios! Sin hablar del proceso de documentación, corrección.

Por eso creo que aquellos lectores que descargan ilegalmente no tienen ni idea del trabajo que hay detrás, incluso nuestra salud se deteriora con el paso del tiempo, escribimos por pasión, porque es un oficio bonito que invita a las personas a soñar y desconectar un poco de nuestra realidad, pero también es duro y a veces mal recompensado.

  1. ¿Qué piensas cuando ves tu nombre en la portada de un libro?

He cumplido una meta más, un sueño, me hace ilusión, ganas de llorar y decirme: debes seguir adelante, seguir aprendiendo de los consejos que nos dan.

  1. Es normal “enamorarse” de tus personajes, pero… ¿has odiado a alguno? ¿Cuál es con el que te ha sido más difícil empatizar?

No suelo odiar a mis personajes, creo que he sentido tristeza por dos, siempre he pensado que hay un porqué para que actuara así y bueno realmente tengo pocos malos, malísimo, de las cinco novelas que tengo, tres son las que están actualmente publicadas, solo dos es donde hay personajes antagónicos.

En mis novelas los problemas que transcurren son por culpa de los mismos protagonistas sus miedos, inseguridades, tozudez, etc. Son sus antagonistas de los cuales deben aprender.

  1. Cuéntanos una buena y una mala experiencia que te haya sucedido desde que publicaste tu primer libro.

Conocer muchas personas que tienen el mismo sueño, así como lectoras que disfrutan con lo que escribes y te animan a seguir, esa mi buena experiencia, son las que me llenan cada día.

La mala experiencia la he tenido hace poco, me pusieron un comentario Troll en Las pelirrojas, acepto las criticas si vienen de buenas maneras, hay gente interesada y quieren hacer caja, pero otros lo hacen solo por hacer daño, en ese comentario se nota que no leyó ni siquiera las primeras páginas.

  1. Plantar un árbol, escribir un libro y tener un hijo, ¿Cuál te falta? Y si los has hecho todos, ¿Qué sueño añadirías?

Por ahí se dice que los sueños no se deberían contar si no se hacen realidad, tengo varios y estoy trabajando en ellos, mientras poco a poco aprendo.

Y porque no solo de libros vive el escritor… Un cuestionario rápido

  • Una película: Conoces a Joe Black.
  • Un deporte Natación.
  • Un color: Azul (me he dado cuenta que visto a mis protagonistas de azul)
  • Una canción: Uff… muchas, pero creo que siempre me he identificado con True Colors.
  • Un grupo de música: Efecto Pasillo
  • Un actor/actriz: Mi muso actual Scott Eastwood
  • Una ciudad: Edimburgo
  • Comida favorita: Pescado.
  • Una estación: Invierno (Me encanta el frío)
  • Un adjetivo para definirte: Despistada.

Y, para terminar, un momento para publicitarte, ¿Por qué los lectores deben comprar tus libros?

Las comedias románticas siempre harán que vayan a dormir con una sonrisa en los labios, recorrer Escocia e incluso participar en una batalla en pleno siglo XXI o simplemente aprender que a través de las redes sociales se puede conocer y confiar en las personas. Incluso darte cuenta que el cambio que querías en tu vida traería un aprendizaje y el conocer a un hombre de lo más excéntrico, pero que al final se ganará tu corazón con los ojos cerrados.

¿Te llamas Julieta? Te invita a reír (click en la foto para ir al enlace de Amazon y adquirirlo)

Las pelirrojas también se enamoran te enseña que también se puede amar a través de las redes sociales.(click en la foto para ir al enlace de Amazon y adquirirlo)

Y te cruzaste en mi camino te demostrará que el amor lo puedes encontrar al cruzar la calle, aunque sea la persona más detestable del planeta.(click en la foto para ir al enlace de Amazon y adquirirlo)

Síguela en sus redes sociales:

Facebook: JossyLoes

Twitter: JossyLo03

Instagram: jossyloes.

Y con esto os dejo por hoy. Estoy segura de que os habrá enamorado. Ya me diréis qué os parecen sus libros. Y si los leéis… ¡¡No os olvidéis de leer y comentar!!

Bicos